Desaparición misteriosa de madre e hijo en Mejicanos

Brandon Alexander Paniagua Meléndez, de cinco años,  es el nombre del niño y la madre es Jazmín Dalila Marroquín Meléndez, de 25, quien trabaja en un puesto de venta en las cercanías del Mercado Sagrado Corazón en San Salvador.

Una madre y su hijo de cinco años desaparecieron misteriosamente cuando lo llevaba a un kínder de la escuela de la colonia Mireya, ubicada en el cantón San Ramón, municipio de Mejicanos, al norte  de la capital.

Brandon Alexander Paniagua Meléndez, de cinco años,  es el nombre del niño y la madre es Jazmín Dalila Marroquín Meléndez, de 25, quien trabaja en un puesto de venta en las cercanías del Mercado Sagrado Corazón en San Salvador.

Según se nos informa  ambos desaparecieron el pasado jueves 24 de mayo a las 7:20 de la mañana, en momentos en que ingresaron a una pupusería que está en el trayecto hacia la escuela donde estudia el menor.

Los familiares saben que ese mismo día los vieron subirse a un autobús de la ruta 23 en una parada cercana a la pupusería. Y desde entonces no hay nadie que les dé señales de haberlos visto.

El menor llevaba puesto su uniforme -un short azul y una camisa color celeste- el cual utiliza en el nivel 5 del kínder al que asistía.

Una Hermana dijo «Para nosotras es una situación dolorosa, a la vez lo que queremos es encontrarlos lo más pronto posible; estamos afligidas porque fue algo repentino lo que sucedió», expresó la joven hermana del menor.

Esto  ha sido un duro golpe para la familia. Han preguntado a otros familiares o amigos cercanos sobre el paradero de ambos, pero nadie tiene información al respecto, incluso en el kínder nadie dice nada.

«Pedimos nos ayuden encontrarlos, esperamos que estén bien y que aparezcan porque no es nada sencillo que hayan desaparecido», sostuvo Guadalupe.

Según otra de las hermana del menor, la madre del pequeño padece de problemas psicológicos, como consecuencia de la trágica muerte de su madre cuando ella aún era una niña.

Jennifer aseguró que, antes de su desaparición, ella había andado recordando a su progenitora y estaba muy mal de los nervios.

Cualquier información del paradero de la madre e hijo se pueden comunicar a los celulares 7930-8307 y 7690-6213 con Jennifer o Guadalupe.