Fiscalía pidió 6 meses más para sustentar acusaciones contra Tony Saca y otros imputados

La instrucción vencía el 31 de este mes pero con la prórroga otorgada por el juez se extenderá hasta el 30 de noviembre.

La Fiscalía General de la República (FGR) pidió seis meses para sustentar la investigación en contra del expresidente de la República Elías Antonio Saca y otros seis imputados. El Juzgado Cuarto de Instrucción de San Salvador aceptó la petición fiscal, por lo que el exmandatario y sus ex funcionarios seguirán en prisión provisional en el sector 9 del penal La Esperanza.

Los delitos por los que se les acusa son peculado, lavado de dinero, casos especiales de lavado de dinero y agrupaciones ilícitas.

La prórroga fue otorgada luego de que la FGR presentó un documento en el que detalla que la investigación en contra del ex presidente y los otros detenidos «es compleja».

La instrucción vencía el 31 de este mes pero con la prórroga otorgada por el juez  Rigoberto Chicas se extenderá hasta el 30 de noviembre.

El juez justifica que la extensión del período es para que se desarrolle la pericia financiera, contable y se obtenga toda la información necesaria para el caso, ya que debido a la cantidad de documentos que se deben analizar no estarían terminadas las diligencias a finales de este mes. «Estas diligencias aún están pendientes y que no se han podido realizar dentro del plazo del 31 de mayo, por la cantidad de documentos que se deben analizar”, dijo el juez Chicas.

El 6 de noviembre de 2016, la jueza Cuarto de Paz de San Salvador, Nelly Edith Pozas, decretó instrucción formal con detención provisional en contra del expresidente Saca y los otros seis imputados acusados por el mismo delito. En enero pasado por orden del mismo juzgado fueron trasladados al sector nueve del centro penal La Esperanza, conocido como Mariona.

Sobre las detenciones 

El expresidente fue detenido por la Policía Nacional Civil (PNC), en horas de la madrugada el 30 de octubre pasado, durante la celebración de la boda de su hijo. La PNC justificó que cumplió con las órdenes de captura giradas por la FGR.

Junto al exmandatario fueron detenidos también otros seis implicados, entre los que están tres de sus exsecretarios y tres empleados de Casa Presidencial. Este caso fue denominado por la Fiscalía como “destape a la corrupción”.

Los otros detenidos son los exsecretarios de la Juventud y expresidente de ANDA, César Funes; de Comunicaciones, Julio Rank; Privado de la Presidencia, Elmer Charláix, quien se entregó a las autoridades para responder por las acusaciones. Los empleados de Casa Presidencial Pablo Gómez, Francisco Rodríguez Arteaga y Jorge Alberto Herrera Castellanos también son procesados.