Funcionarios públicos sin seguros médico privado ni vehículos de lujo, estas y más son las propuestas de austeridad de ARENA

Los diputados creen que con esta ley se estarían ahorrando al menos $200 millones que servirían para la construcción de escuelas, hospitales, para comprar medicina y para seguridad.

EL SALVADOR.- Los diputados del partido ARENA presentaron una pieza de correspondencia ante la Asamblea Legislativa en donde proponen una reforma a la Ley Especial de Remuneración y Beneficios para los Funcionarios Públicos.

Los diputados proponen la eliminación de seguros médicos privados, que las instituciones que ya lo tienen no vuelvan a licitarlos; además, no comprar más teléfonos celulares para funcionarios públicos, ni vehículos de lujo para uso exclusivo, entre otras medidas.

«No más vehículos de lujo, no se deben de comprar ni usar por funcionarios del Estado. Si el funcionario va a ocupar su vehículo para ir de su casa a la oficina, no necesita esas camionetas blindadas ni necesita todo ese tipo de vehículos de lujo» explicó el coordinador de la fracción de ARENA, Carlos Reyes.

De acuerdo con los parlamentarios, la propuesta busca reducir la discrecionalidad en la asignación de recursos y beneficios a favor de funcionarios de la administración pública en los tres órganos del Estado.

«Pretendemos evitar abusos de funcionarios y además pretendemos generar una cultura de austeridad y ahorro, especialmente esperamos poner limites a los salarios, ningún funcionario debe ganar más que el presidente. El 85 % del salario que gana el presidente debería ser el máximo que podría ganar cualquier funcionario» indicó Reyes.

Proponen un mecanismo sobre cómo deben estar asignados los sueldos para los funcionarios que estén abajo de los ministros y viceministros, así también, proponen reducir los gastos de viajes. «Se debe tener en primer lugar una tabla establecida para los tres órganos del Estado de viáticos y no gastar más del 3 por ciento del prepuesto en este tema y que también sean uniformes para los tres órganos del Estado» sostienen.

Los diputados creen que con esta ley se estarían ahorrando al menos $200 millones que servirían para la construcción de escuelas, hospitales, para comprar medicina y para seguridad.