[Salud dental] Remedios naturales para quitar el sarro

Toma nota de cómo mejorar tu salud dental y de los remedios que puedes utilizar para eliminar el sarro de los dientes.

Uno de los problemas más comunes de la salud dental es la aparición del sarro en los dientes.

El sarro dental se forma por la placa originada por los residuos de alimentos, bebida o saliva y cuando no se elimina comienza a solidificarse y a ensuciar los dientes.

¿Qué puedes hacer para quitar el sarro de los dientes?

El sarro es mucho más que un problema estético al que conviene poner remedio para evitar enfermedades dentales, como por ejemplo la inflamación o sangrado de las encías. El sarro también puede causar mal aliento. Además de la higiene bucal diaria y de las visitas periódicas al dentista, contamos con remedios naturales para prevenir y evitar el sarro en los dientes.

Alimentos para quitar el sarro

Hay algunos alimentos, en especial frutas y verduras, que consumidos en crudo favorecen la limpieza natural de los dientes y la eliminación del sarro antes de que se adhiera a los dientes.

  • Manzana (comer con cáscara).
  • Naranja, por su aporte en vitamina C que elimina los microorganismos de la boca.
  • Fresas (comerlas, y frotar los dientes con fresas, dejando actuar unos minutos).
  • Apio.
  • Zanahoria.

Bicarbonato de sodio para el sarro

El bicarbonato de sodio es uno de los remedios más versátiles y que también se puede utilizar para evitar el sarro. Añadir una pizca de bicarbonato en un vaso de agua, humedecer las cerdas del cepillo y cepillar los dientes.

Dentífrico casero para el sarro

  • Bicarbonato de sodio (3 cucharadas).
  • Aceite de coco (media taza).
  • Estevia en polvo (2 cucharadas).
  • Aceite de menta o limón (10-20 gotas).

Mezclar el bicarbonato, aceite y estevia, y luego añadir el aceite esencial, hasta lograr una pasta homogénea para utilizar como dentífrico. Conservar en recipiente de vidrio.

Consejos para mejorar la salud dental

  • Cepillar los dientes al menos tres veces al día.
  • Elegir el cepillo de dientes adecuado y renovarlo cada 3 meses.
  • Utilizar hilo dental.
  • Realizar enjuagues bucales para completar la limpieza.
  • Evitar los alimentos ricos en azúcar o con almidón, y si los tomas, enjuagarse la boca.
  • Visitar al dentista al menos 2 veces al año.