[VIDEO] Cámaras de seguridad captan a un repartidor comiéndose las papitas de su cliente

Este hecho ocurrió en la ciudad australiana de Melbourne.

Un repartidor de comida ha sido pillado «in fraganti» por una cámara de vigilancia comiéndose del pedido de un cliente. Este hecho ocurrió en la ciudad australiana de Melbourne.

Las imágenes fueron registradas en la misma puerta de la vivienda del cliente de «UberEats». En la grabación se ve al mensajero pulsar la timbre y mientras espera a que el dueño de la casa abra, mete la mano en el paquete y, ni lento ni perezoso, toma una papa frita y se la come asumiendo que nadie lo veía.

Una vez el dueño visualizó la grabación, envió las imágenes a una emisora de radio local para que las compartiera, el vídeo se ha vuelto viral en redes y muchos dicen que no hay que juzgar el hambre que el repartidor posiblemente tenía a la hora de tomar la papa, ya que no se sabe desde cuando no comía por andar trabajando.