2,000 millones de personas utilizan agua potable con materia fecal

La OMS alertó el grado de contaminación que posee el agua potable en el mundo y afirmó que los afectados sobrepasan al millón.

Según estudios realizados por  la Organización Mundial para la Salud (OMS), una gran cantidad de seres humanos están expuestos a padecer de algunas enfermedades intestinales.

«Hoy, casi 2,000 millones de personas utilizan una fuente de agua potable contaminada por materias fecales, lo que los expone a contraer cólera, disentería, fiebre tifoidea y polio», explicó la directora del departamento de Salud Pública de la OMS, María Neira.

Además, Neira confirmó que el agua potable causa  más de 500,000 decesos provocados por diarrea cada año, debido a que el líquido proviene de fuentes que contienen materia fecal.

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) realizó el año 2015 una lista de 17 objetivos con desarrollo sostenible con el propósito de abastecer el agua potable en  2030 y garantizar este recurso a más personas.

 

Uno de los objetivos principales  es garantizar el acceso de todos al agua y al saneamiento y asegurar una gestión sostenible de los recursos del agua.

Según la ONU estos objetivos no se podrán cumplir a causa del grado de contaminación que ya posee el vital líquido, “A menos que se tomen medidas para utilizar los recursos financieros de forma más eficaz y ampliar los esfuerzos para identificar nuevas fuentes de financiación», advierte la OMS en su informe anual, elaborado con ONU-Agua, «Análisis mundial y evaluación del saneamiento y el agua potable».

Conforme los estudios  los países aumentaron un 4,8% los gastos en materia de agua, saneamiento e higiene en los últimos tres años, pero el 80% de los países  indican que la financiación dedicada a estos rubros sigue siendo insuficiente para responder a los objetivos de Naciones Unidas.

Las inversiones de infraestructuras deberían triplicarse y alcanzar los 114,000 millones de dólares por año, según cifras del Banco Mundial citadas por la OMS para cumplir con estos objetivos.

Para alcanzarlos, la OMS subraya la necesidad de encontrar nuevas fuentes de financiación, como los impuestos.

Según los médicos dos litros de agua es la cantidad que se debe consumir al día  para evitar muchas enfermedades, por lo cual se debe  tomar medidas necesarias para que el vital líquido sea purificado y garantizar la salud.