FOTOS: Así avanza la construcción del proyecto habitacional «El Espino» que beneficiará a 64 familias

En este proyecto se encuentran trabajando 30 privados de libertad del Centro de Detención Menor La Esperanza, quienes han recibido capacitación en oficios como: albañilería, carpintería, electricidad, fontanería y otros para poner sus habilidades al servicio de la sociedad.

EL SALVADOR.- Personal del Ministerio de Vivienda continúa verificando el avance del proyecto habitacional «El Espino», en Antiguo Cuscatlán, el cual beneficiará a 64 familias de escasos recursos.

El Director de Centros Penales, Osiris Luna Meza, informó que se continua con el apoyo al trabajo en la construcción de dicho complejo habitacional “El Espino” en el que se edifican apartamentos de 1,2 y 3 habitaciones, que podrán ser canceladas durante 12 años con cuotas accesibles.

En este proyecto se encuentran trabajando 30 privados de libertad del Centro de Detención Menor La Esperanza, quienes han recibido capacitación en oficios como: albañilería, carpintería, electricidad, fontanería y otros para poner sus habilidades al servicio de la sociedad.

De acuerdo con el director esto les permite a los privados de libertad tener beneficios como establece la Ley Penitenciaria, como redimir su pena mediante el trabajo o actividades de apoyo a la comunidad, a razón de 2 días de pena por un día de labor efectiva.

“Estamos apoyando a las personas privadas de libertad que quieren cambiar sus vidas y nosotros les vamos a dar todos los programas necesarios para que pueda hacerlo, y no solo eso también van a contar con los beneficios de Ley”, asegura Luna Meza.

Es así como además de darle la oportunidad a familias de tener una mejor calidad de vida con una casa adecuada y segura, también se apoya a los privados de libertad.

Con estos procesos se busca que los centros penales ya no sean universidades del crimen, sino apostarle al orden, control y disciplina en el Sistema Penitenciario, también se trabaja en la rehabilitación efectiva, señaló el director.