Henry un talentoso músico que deja un legado tras su repentina muerte

Su interés por compartir sus conocimientos y sus deseos de ser un emprendedor hizo que él mismo se dedicara a dar clases de percusión

El Salvador _ Henry Marroquín, un talentoso percusionista salvadoreño que perdió la vida el pasado jueves luego de resbalarse en el baño de su vivienda.

El artista procreó a Diego Alejandro, un bebé -que nació hace dos años- que resultó del amor que Marroquín sintió hacia Lidia García, su esposa, con quien contrajo matrimonio en diciembre de 2014.

El músico de 36 años de edad compartió su talento con Melao, La Raza Band, Cosecha Latina, Generación Latina, Salzón, Fuerza Band, Free Band del Hogar del Padre Vito Gauarato, SalSalvador All Star y finalmente con Matices.

Además de ser conguero, Marroquín tenía un técnico en preparación de alimentos y bebidas que estudió en el Instituto Tecnológico Centroamericano (ITCA), no obstante su pasión era la música.

Su interés por compartir sus conocimientos y sus deseos de ser un emprendedor hizo que él mismo se dedicara a dar clases de percusión personalizadas en su negocio, la Escuela de Percusión Latina (EPL).

El entierro de Marroquín

Marroquín fue velado en la funeraria La Auxiliadora, de San Salvador, y su entierro fue este sábado 20 de abril, según anunciaron sus familiares.

La misa fue desarrollada en la capilla Los Cerezos. La sepultura de su cuerpo se realizó en el cementerio Jardines del Recuerdo, en San Salvador.