Capturan a policía empresario de mototaxis que eran manejadas por pandilleros en Atiquizaya

Ayer por la tarde la nueva Unidad Táctica Especializada Policial (UPEP) los «jaguares» informaron la captura de un policía y dos personas más en Atiquizaya.

La captura se dio cuando una mototaxi estaba estacionada a un lado del camino vecinal, en as afueras del municipio de Atiquizaya, llamó la atención a los «Jaguares».

Según la información de la corporación, cuando el vehículo policial pasó cerca de la mototaxi, los agentes observaron que en su interior se encontraban tres personas sospechosas en una aparente transacción ilícita, por lo que decidieron retornar para hacer un cacheo a sus ocupantes.

Los agentes relatan que cuando la patrulla dio la vuelta para retornar al lugar los tres sujetos abandonan rápidamente la mototaxi, iniciando una persecución que dejó la captura de dos de los sospechosos. Un tercero logró darse a la fuga.

Luego de la detención de los delincuentes, los miembros de la UTEP volvieron al punto donde estaba estacionada la mototaxi y observaron a un sujeto que merodeaba el lugar, y que al ver a los policías hizo ademanes como de desenfundar un arma de fuego y preguntó -con molestia-: “¿Qué sucede con mi mototaxi?”, al mismo tiempo que quiso mediar por los mareros detenidos.

Tras la indagación de las autoridades, se confirmó que era un agente de la Policía Nacional Civil (PNC) destacado en el municipio de El Congo, de Santa Ana, identificado como Wilfredo Velásquez Menéndez, de 48 años de edad, alias “Copetón”.

Cuando agentes de la PNC intentaron registrarlo, éste se opuso, sin embargo los agentes lo sometieron y le decomisaron un arma de fuego de su propiedad. Asimismo se supo que el agente mantiene una estrecha relación con los miembros de la clica de la MS, a tal grado que los motoristas de unas 8 mototaxis, supuestamente de su propiedad, son conducidas por terroristas dedicados a la extorsión.

Los sujetos, además del arma y la mototaxi placas M 57 542 decomisadas, serán remitidos ante un juzgado de Ahuachapán, donde responderán por los delitos de agrupaciones terroristas. Al policía se le acumulará, por su parte, el de resistencia agresiva.