Pte. Asamblea Legislativa: «Todos los partidos hemos cometido excesos, por eso estamos tratando de corregir»

El presidente de la Asamblea Legislativa, Norman Quijano habló nuevamente de las medidas de austeridad que pretende implementar en su gestión en ese órgano del estado que ha iniciado con su llegada a la Junta Directiva, una de las que ha generado polémica es la supresión de 142 plazas otorgadas durante los últimos 6 meses.

Con la supresión de plazas anualmente este Órgano de Estado estará ahorrando $1.8 millones, lo cual no es suficiente para lograr un ahorro en la institución. Además dejó claro que la inhabilitación de estás plazas está apegada al artículo 30 de la Ley de Servicio Civil.

Para él entre las medidas de austeridad estaba suprimir esas plazas «fantasmas», pues asegura que es gente contratada por partidos políticos y que no asisten a ese órgano de estado a trabajar y según investigaciones algunas fueron contratadas los últimos seis meses antes de finalizar la gestión pasada.

Por su parte el Sindicato de Trabajadores de la Asamblea Legislativa se ha quejado de esta situación pues aseguran que se les despidió sin justificación. Otra fuente aseguró que si bien aún no ha sido despedida, ella llega siempre a trabajar y siente temor que un día la supriman sin motivo.

«Es lo que estamos tratando de corregir, todos los partidos políticos hemos cometido excesos en el pasado», dijo refiriéndose a las contrataciones de personal familiar y los gastos excesivos por los que están siendo cuestionados.

Quijano asegura que las caminonetas entregadas, estas guardadas, y no descarta que puedan hacerse una subasta publicas con presencia civil.

Además dice que en lugar de contratar 200 mil dólares de combustible contratarán 100 mil.

«Deberiamos tener una ley que prohíba que seis meses antes de terminar una legislatura se pueda contratar empleados» dijo refiriéndose a lo que ha sucedido siempre en la Asamblea.

Con el cambio de legislatura muchos partidos políticos surprimieron plazas de empleados e incluso algunos diputados que no fueron reelegidos pasaron a ser asesores.