Pandilleros creían que habían cometido el crimen perfecto, pero no se percataron que alguien los miraba

Dos de los seis implicados en este delito pasaran 20 años cada uno entre las rejas.

José Raúl López nunca se imaginó que el 21 de abril sería su último día con vida. A las 7 de la mañana, cuando iba a su trabajo vio como ocho pandilleros asaltaban una vivienda. Dos de ellos vigilaban afuera, y al verlo llamaron a los que estaban adentro, lo interceptaron y lo asesinaron de varios impactos de bala. Los criminales huyeron del lugar, situado en la pasaje número 7 de la Calle Principal de la Urbanización Colinas del Norte segunda etapa, en Ciudad Delgado, San Salvador.

Los pandilleros creyeron que nadie podría saber que fueron ellos los asesinos, pero, una persona observó lo que sucedió. La Fiscalía y la Policía le dieron protección para que se convirtiera en testigo en el juicio, luego que la policía capturara a los asesinos.

El Tribunal Primero de Sentencia de San Salvador, envió a Francisco Javier Moreno Sánchez y Mauricio Ernesto Martínez Escobar a pasar 20 años en prisión por el delito de homicidio.

El hecho ocurrió en 2015. Las autoridades no han informado qué sucedió con las otras seis pandilleros vinculados en este hecho de violencia.

Los sujetos, quienes son pandilleros de la 18 revolucionarios que operaban en la zona mencionada y que han sido identificados como quienes fueron encontrados como los responsables del homicidio de José Raúl López Martínez, en abril de 2015.