Movimientos sociales critican que gobierno de El Salvador apoye la dictadura en Venezuela

Movimientos sociales invitan a la población a expresarse a favor de la libertad y democracia, no así a favor de dictaduras.

Después de una intensa jornada de protestas en las últimas semanas en contra del Gobierno de Nicolás Maduro, la cancillería venezolana solicitó a El Salvador, que ejerce la presidencia Pro Tempore de la CELAC, una reunión para que el organismo internacional contribuya a resolver la situación de ese país.

Y mientras se encuentran reunidos algunos cancilleres que conforman el organismo internacional, en La Plaza Italia, de la Zona Rosa, miembros de diferentes movimientos expresaron su malestar por dicha reunión.

José Domingo Méndez, ex presidente de la Corte Suprema de Justicia y miembro del movimiento Aliados por la Democracia, espera que no haya resolución alguna después de esa reunión porque es vergonzoso que los venezolanos siguen desangrándose. «Todos los líderes y héroes venezolanos están siendo perseguidos, encarcelados, violando los derechos políticos y humanos «, detalló.

Méndez considera que el tiempo del diálogo ya pasó,  y esa fue una maniobra como tal que ejecuta el gobierno de Venezuela, como lo es también el fraude  que convocan a una constituyente.

«Considero que ya no puede haber diálogo sino que tiene que haber una solución soberana del pueblo venezolano que solo puede consistir en el restablecimiento de un orden constitucional y una convocatoria a elecciones generales y libres para regresar  a una democracia que Venezuela ejerció en otros tiempos «, reiteró.

Miembros de los movimientos sociales que se congregaron en La Plaza Italia hicieron el llamado a la población que sean amantes de la democracia y libertad asistan a las cuatro de la tarde a dicha plaza para expresar su sentir.

Y es que este día se realiza el encuentro de la CELAC que tiene como único punto de agenda la situación que se vive en Venezuela y encontrar un punto en común que contribuya a resolver la situación de ese país, pero totalmente ajeno a lo que la Organización de Estados Americanos (OEA) propone.

Por su parte, para Dina de Shill, venezolana radicada en El Salvador desde hace 40 años, dijo estar muy preocupada por la situación que atraviesa su país, y porque considera que El Salvador está  siguiendo «un modelo que está contra la libertad y la vida».

«Aquí es como se estuviera siguiendo el modelo, el modelito, uno por uno, por lo que hay que defender la democracia, la libertad, la vida de todos los salvadoreños. Venezuela está totalmente desangrada, no hay medicinas, comida, seguridad, ahora lo que hay es una dictadura que Maduro acaba de oficializar, pero es totalmente ilegal», expresó.