Menor de 12 años era violada por su padrastro cuando la madre se ausentaba

La Fiscalía logró la condena del abusador sexual.

Las pruebas de los exámenes genitales, psicológicos, el testimonio de la victima y la evidencia documental, sirvieron como pruebas brindadas por la Fiscalía General de la República (FGR), y que permitieron determinar la culpabilidad de Ascencio N., de agredir sexualmente y violar a su hijastra de 12 años, durante cuatro años continuos.

Fiscales de la Unidad de Delitos Relativos a la Niñez, Adolescencia y la Mujer, de la oficina de Cojutepeque lograron decretar la condena de 30 años de prisión, para el imputado, y además fue condenado a pagar 5 mil dolares en concepto de responsabilidad civil.

Según la FGR la prueba testimonial demostró que el imputado abusó sexualmente de la menor durante cuatro años continuos, de 2008-2012, en su casa, en el municipio de San Pedro Perulapán, departamento de Cuscatlán. El imputado aprovechaba la ausencia de la madre de la menor, por motivos laborales, para abusar de la menor.

Además, el Ministerio Público detalló que el caso se dio a conocer por que la menor necesitaba asistencia psicológica por problemas de lectura, y este ambiente de confianza rompió el silencio.