Día negro en El Salvador; 13 de marzo cerró con 30 homicidios

De los 30 homicidios registrados, 17 pertenecían a pandillas, según la PNC.

Como miércoles negro fue calificado el pasado 13 de marzo por registrar 30 asesinatos violentos, de los que 17 eran miembros activos de pandillas. Los hechos se dieron en diferentes puntos de San Salvador.

Dos enfrentamientos fueron los que incrementaron la cifra. El primer tiroteo reportado por las autoridades se dio en el centro de la capital y dejó seis muertos, el otro fue en San Martín en el que 10 personas perfiladas como delincuentes fallecieron, cuatro eran mujeres.

La cantidad de homicidios en los dos enfrentamientos, obligó a que las autoridades brindarán una conferencia de prensa ese día en la que participaron el director de la Policía Nacional Civil (PNC), Howard Cotto y el alcalde de San Salvador, Nayib Bukele, quienes aseguraron trabajar en conjunto para brindar mayor seguridad y evitar este tipo de sucesos.

Vigilantes y vendedores se enfrentan en Centro Histórico

En medio de ventas, personas esperando buses, compradores del mercado, se inició un tiroteo en el Centro Histórico de la capital, que dejó como resultado seis muertos, un vigilante identificado como Héctor Antonio Morales García, de 52 años fue el primer asesinado y minutos después se conoció que cinco vendedores perfilados como colaboradores de la Mara Salvatrucha (MS) también habían sido asesinados.

De acuerdo con la Policía,  el enfrentamiento se originó porque tres supuestos mareros asesinaron a Morales quien era miembro de la Asociación de Vigilantes Independientes de Centros Comerciales (AVINCE). El vigilante andaba de civil al momento del ataque registrado en la 4° calle poniente y la 9° avenida sur.

Según las autoridades los atacantes se dieron a la fuga, sin embargo, en otra cuadra fueron interceptados por miembros de AVINCI, con quienes se enfrentaron y resultaron lesionados. “Luego del enfrentamiento con AVINCE, otros sujetos supuestamente vinculados con AVINCE, disparan contra otras personas (vendedores) que ellos identifican como miembros de la MS”, explicó el director de la Policía.

Resultados del operativo

Las autoridades realizaron un operativo para dar con los implicados logrando la captura de seis personas señaladas como cómplices. Entre los detenidos está Salvador Hernández Pineda, representante legal de la Asociación de Vigilantes Privados del centro.”En total hemos detenido por la participación directa e indirecta de estos hechos a seis personas”, explicó Cotto quien aseguró que entre los detenidos está alias “Pigui” el supuesto culpable de la muerte de Morales.

El director también mencionó que están detenidos dos vigilantes y otras personas de los que uno fue detenido cuando estaba “queriendo limpiar una de las escenas donde había sucedido uno de los homicidios”.

Las autoridades, afirman que están realizando las investigaciones respectivas ya que no han logrado determinar quiénes atentaron contra los otros fallecidos que estaban laborando como vendedores al momento de los hechos.

Los detenidos son:

  • Salvador Hernández Pineda, representante legal de AVINCE.

  • “Pigui”, acusado de asesinar al vigilante.

  • Manuel de Jesús Mejía Alas.

  • Odir Melara Pérez.

  • German Pérez Ramos.

  • Ramón Antonio Chávez Rodríguez.

Por su parte, el alcalde capitalino, Nayib Bukele, manifestó que fue “un hecho lamentable que murieran tantas personas y no podemos dejar que esto continúe”.

Como parte de las medidas de seguridad han iniciado un plan contingencial que durará 15 días y tendrá el apoyo de la PNC con 240 policías, Fuerza Armada y 90 agentes del Cuerpo de Agentes Metropolitanos (CAM).

Diez supuestos delincuentes murieron al enfrentarse a policías y soldados en San Martín

Agentes de la Policía Nacional Civil (PNC), reportaron la noche de ese miércoles el fallecimiento de seis integrantes de estructuras criminales y cuatro mujeres en las inmediaciones de los silos del ex IRA en San Martín, departamento de San Salvador.

Según la versión policial, los sujetos llegaron a la comunidad Anémona y dispararon contra cuatro miembros de una misma familia, quienes fallecieron en dicho lugar. Al menos tres de las mujeres tenían vínculos con pandillas, por lo que se maneja como una pugna interna. Una de las mujeres estaba embarazada, según las autoridades.

Se dijo que cuatro de los sujetos que huían a bordo de un vehículo se enfrentaron a balazos con una patrulla de la PNC, quienes al responder al ataque armado abatieron a los pandilleros que murieron al interior de un vehículo tipo sedán y en el kilómetro 18 de la carretera Panamericana.

Las autoridades cerraron el paso vehicular en la zona para procesar la escena durante el resto de la noche del miércoles 15 y la madrugada del jueves 16 de marzo.

Unidades élites de la PNC y de la Fuerza Armada montaron un operativo en la zona a fin de localizar a otros sujetos que hayan participado en ese ataque armado.