Diez fiscales estatales piden a Trump cancelar beneficio migratorio a «dreamers»

La llamada Acción Diferida beneficia desde 2012 a 800,000 indocumentados que llegaron a EUA cuando eran niños.

Jóvenes "dreamers" durante una concentración en el Capitolio de EUA.

El beneficio migratorio para jóvenes llegados en la infancia a Estados Unidos, conocidos como «dreamers» o «soñadores», enfrenta ahora una nueva amenaza, luego de que el fiscal general de Texas, Ken Paxton, pidió al presidente Donald Trump que cancele el decreto que le dio vida en 2012.

Junto a Paxton otros nueve fiscales generales estatales acompañan una carta enviada al mandatario. “Respetuosamente pedimos que el secretario de Seguridad Nacional elimine gradualmente el programa DACA”, piden en la carta. “Específicamente pedimos que el secretario de Seguridad Nacional anule el memorando del 15 de junio de 2012 de DACA y ordene que la rama ejecutiva no renueve ni emita nuevos permisos de DACA o de la expansión de DACA en el futuro”, agregaron.

Hace cinco años, el entonces presidente Barack Obama firmó un decreto ejecutivo para crear la llamada Acción Diferida para Llegados en la Infancia (DACA, en inglés). A la fecha, cerca de 800,000 jóvenes están protegidos de la deportación y les permite tramitar un permiso de trabajo, acceder a becas y licencias de conducir estatales. Se calcula que unos 20,000 de ese total de beneficiarios son salvadoreños, y la gran mayoría mexicanos.

Obama pretendía ampliar DACA y crear una versión para padres indocumentados de residentes permanentes o ciudadanos estadounidenses, conocida en inglés como DAPA. Sin embargo, el estado de Texas interpuso una demanda contra los dos decretos en una corte federal, que ordenó congelar la entrada en vigor. Una corte de apelaciones ratificó el fallo del tribunal federal, por lo que el decreto quedó sin aplicarse.

Texas aseguró que también está dispuesta a llevar su petición a las cortes federales para desmantelar la Acción Diferida, si el presidente y el Departamento de Seguridad Nacional no cancelan el decreto.

El 15 de junio pasado, el secretario de Seguridad Nacional, John Kelly, derogó el decreto de DAPA y ratificó la continuidad del beneficio para los «dreamers».

EUA mantiene programa para jóvenes indocumentados

A ese grupo de indocumentados se les conoce como “dreamers”, ya que calificaban para un proyecto de ley que nunca fue aprobado en el Congreso de Estados Unidos, conocido como “Dream Act” o Ley de los Sueños.