Tránsito aéreo en cercano oriente entra en caos por corte de relaciones con Qatar

Kuwait busca mediar en la ruptura entre los países del Golfo Pérsico, luego de la ruptura diplomática con Doha.

Un día después de que Arabia Saudí, Egipto, Bahrén y Emiratos Árabes Unidos rompieron relaciones diplomáticas con Qatar por acusaciones de apoyar el terrorismo, la situación comenzó a tener repercusiones en la economía y los acuerdos regionales, entre ellos la cooperación militar y el Mundial de Fútbol 2022.

Una de las primeras medidas adoptadas fue suspender los vuelos desde y hacia Doha, la capital catarí. Qatar Airways agregó este martes la suspensión a Bahréin, Egipto y Emiratos Árabes Unidos, luego de hacer lo mismo con Riad, la capital saudí.

La cadena de noticias Al Yazira informó, citando la prensa saudí, que las autoridades de Arabia Saudí cancelaron la licencia para operar en ese país a Qatar Airways.

Mientras tanto, la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA, en inglés) pidió a los países que actuaron en contra de Qatar a restaurar los vínculos con ese país, ante el riesgo de mayores interrupciones de viaje. «Por supuesto, aceptamos que los países tienen el derecho de cerrar sus fronteras». aseguró el director General de la IATA, Alexander de Juniac. «Pero la conectividad con Qatar debe restaurarse lo más pronto posible», aseguró.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, respaldó en su cuenta de Twitter las medidas tomadas en contra del emirato catarí, a pesar de los llamados a la calma hechos un día antes por su secretario de Estado, Rex Tillerson.

El Pentágono, por su parte, no retirará el Comando Central que tiene su base en Qatar.

«Qué bueno ver que la visita a Arabia Saudí con el rey y 50 países ya están dando frutos. Ellos dijeron que tomarían una línea dura en contra del extremismo, y toda la referencia apuntaba a Qatar. Quizás esto será el inicio del fin del horror del terrorismo», escribió en dos mensajes.

Qatar ha rechazado las acusaciones de que apoya el terrorismo, específicamente a las redes terroristas Al Qaeda y Estado Islámico (EI). El emirato ha brindado apoyo al grupo terrorista palestino Hamás, que controla la franja de Gaza y al que Israel acusa de alentar el odio en su contra y lanzar cohetes en contra de la población civil.

Las acusaciones en contra de Qatar también tienen impacto en la lucha contra los rebeldes pro iraníes en Yemen, cuya coalición lidera Arabia Saudí.

Entre otros aspectos, el corte de vínculos diplomáticos está teniendo impacto en empresas de ese país, como la cadena Al Yazira y el canal de deportes BeIn Sports.

Jordania anunció que rebajaría el nivel de sus relaciones diplomáticas con Qatar y que cerraría la oficina local de Al Yazira.

Pero el diario español La Vanguardia asegura que los verdaderos motivos de las acusaciones estarían motivadas por una vieja disputa entre Qatar y Arabia Saudí por un yacimiento de gas natural.