Trump dice ser víctima de “cacería de brujas”

Reacciona por designación de investigador especial por el caso Rusia.

Donald Trump, presidente de Estados Unidos.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se declaró perseguido político y víctima de una “cacería de brujas” luego de que el Departamento de Justicia nombró un investigador especial sobre la intromisión de Rusia en las elecciones presidenciales de 2016.

“Con todos los actos ilegales que sucedieron en la campaña de (Hillary) Clinton y la administración Obama nunca hubo un investigador especial nombrado”, escribió esta mañana en su cuenta oficial en Twitter, @realDonaldTrump.

El mandatario reaccionó así a la designación del exdirector del Buró Federal de Investigaciones (FBI) Robert Mueller para que dirija una investigación independiente del caso Rusia, una tormenta política que se cierne sobre Trump.

“Esta es la cacería de brujas más grande sobre un político en la historia de Estados Unidos”, escribió Trump en su segundo mensaje.

Mueller fue designado el miércoles por el fiscal General en funciones, Rod Rosenstein. “En mi atribución como fiscal General en funciones detemino que es de interés público que yo ejerza mi autoridad y designe un investigador independiente para asumir responsabilidad sobre este asunto”, justificó Rosenstein.

Elexdirector del FBI aceptó el trabajo y renunció a su bufete de abogados, para evitar cualquier potencial conflicto de intereses.

Desde la campaña presidencial la administración Obama advirtió que había evidencias de la intromisión de Rusia en las elecciones, específicamente vulnerando los servidores de correo electrónico de la campaña de la demócrata Clinton, así como del Comité Nacional Demócrata.

Ya con Trump en el poder, su asesor de seguridad Michael Flynn tuvo que renunciar tres semanas después de ser juramentando, debido a que mintió sobre sus contactos con funcionarios rusos en Washington durante la campaña.

La semana pasada, Trump despidió al director del FBI, James Comey, en momentos en que el Congreso ya investiga el caso. Analistas creen que es poco posible que Trump sea removido del cargo en un eventual juicio político.