Bernabéu será un infierno para el Barcelona hoy cuando se mida al Madrid por la Supercopa de España

Foto Twitter Real Madrid

Real Madrid recibe al Barcelona hoy. La Supercopa de España tendrá su dueño. El clásico llega hoy inevitablemente marcado por la polémica de la ida, la expulsión de Cristiano Ronaldo y su reacción con un empujón al colegiado. Cinco partidos de sanción son el duro castigo que ha encendido al madridismo y provoca que hasta Zidane perdiese la sonrisa para denunciar una ‘mano negra’ detrás. De una acción en la que su jugador jamás quiso simular, llega una consecuencia negativa; su ausencia en la vuelta de la Supercopa y las cuatro primeras jornadas de Liga.

Ningún equipo en la historia de esta competición ha logrado nunca remontar dos goles y parece difícil que el Barcelona pueda hacerlo ante un sólido Real Madrid.

El técnico Zinedine Zidane no se fía: «En el fútbol, nunca está sentenciado cuando hay una ida y vuelta, y vamos a tener que jugar bien, muy bien, porque el Barcelona es un buen equipo y te puede meter en dificultades en cualquier momento», dijo ayer en rueda de prensa.

El Bernabéu será un infierno para Messi y sus compañeros.

Aunque la baja de un miembro de la BBC por otro lado, es un quebradero menos de cabeza para Zidane a la hora de mantener el sistema que funciona, con cuatro centrocampistas y un Isco Alarcón instalado en la excelencia. Debe decidir el técnico madridista si mantenerle, con el riesgo de cargar en exceso de minutos a su actual referente, o darle descanso para la titularidad de Marco Asensio quien firmó otro estreno marcando en una competición. La quinta vez que lo repite con el Real Madrid.

Se perfilan rotaciones de Zidane con la posible entrada de Nacho Fernández o Theo en defensa, el regreso de Luka Modric en la medular tras cumplir sanción y la entrada de Asensio desde el primer minuto. El foco está puesto sobre la doble B de ataque. Bale y Benzema no han marcado ni un solo gol en toda la pretemporada y serán exigidos por su afición. La necesidad de marcar aumenta. Aunque la indignación con los arbitrajes provocará que más presión tenga el colegiado del encuentro, el murciano José María Sánchez Martínez, que recogerá las consecuencias de lo ocurrido en la ida.

Tras caer por 1-3 en el partido de ida, disputado en el Camp Nou, el Barcelona visita el Santiago Bernabéu consciente de que solo una gesta le permitirá mañana revalidar la Supercopa de España. El clásico del pasado domingo confirmó algo que el conjunto azulgrana ya sospechaba, que ahora mismo, el Real Madrid está un peldaño por encima, más aún tras la inesperada fuga de Neymar al PSG.