Sigue la guerra entre Perry y Swift, y no es por el derroche de sensualidad

La eterna batalla entre estas dos sexys, sensuales y exitosas cantantes del mundo, no da tregua. Las divas Katy Perry, wow, sin palabras como… canta y es, y la otra exitosa ganadora de premios cada año, la hermosa Taylor Swift siguen dando de qué hablar.

Parece que se avecina una nueva entrega de la eterna batalla entre Katy Perry y Taylor Swift después de que la cantante de ‘California Girls’ habló en una nueva entrevista sobre el tema que le dedicó Taylor Swift en su momento, ‘Bad Blood’ para asegurar que no se rebajará a su altura respondiéndola con otro sencillo en su nuevo álbum.

“Para empezar no debería ni contestar a la pregunta de si [‘Bad Blood’] es sobre mí. Creo que mi nuevo álbum es un disco lleno de poder. No hay ninguna referencia a cualquier otra persona”, atajó en un primer momento Katy en conversación con Entertainment Weekly.

Sin embargo, la extrovertida estrella no paró ahí y finalmente se decidió a lanzar una serie de comentarios a todas aquellas artistas que con su actitud fomentan los tópicos sobre la rivalidad y los celos entre mujeres que siguen instalados en el imaginario colectivo, haciendo hincapié -eso sí- en que no iban dirigidas a nadie en concreto.

“Pero te voy a decir una cosa: no confundas la amabilidad con la debilidad, y no vayas a ir por mí. Cualquier persona, cualquiera, cualquiera. Y esto no va dirigido a nadie en concreto, así que no me cites como que lo es, porque no es así. Esa no es la cuestión. Sinceramente, cuando las mujeres decidan unirse y trabajar juntas, este mundo será un lugar mejor. Punto final de la historia”, aseguró Katy, antes de añadir una última reflexión que parecía ir dirigida directamente a Taylor dando a entender que, ni perdona, ni olvida.

“Pero déjame decir algo más: todo tiene una reacción o consecuencia, así que no te olvides de eso, vale, cariño”, aseguró entre risas.

De cara a su nuevo trabajo -todavía sin título-, Katy no quiere que la controversia de su enemistad con Taylor robe protagonismo a la combinación de temas políticos e introspectivos que aparecerán en su próximo álbum. “¡Este disco no va sobre nadie! ¡Ni siquiera es sobre mí! Es sobre todo lo que veo y asimilo. Creo que tiene el poder para sanar, y hay mucha vulnerabilidad en él. Si la gente quiere conectarse, sanarse, sentirse vulnerable y sentirse más poderosa, que Dios los bendiga, aquí lo tienen”, concluyó con su peculiar manera de resolver las dudas al respecto.