¿Por qué los hombres son más propensos al suicidio? Vea las causas

0
140

“El suicidio es un fenómeno masculino”, así lo asegura la doctora en psiquiatría Anne Maria Möller-Leimkühler, quien sostiene además que la tasa de suicidios en el género masculino es al menos tres veces más alta que entre las mujeres, en casi todos los países del mundo.

De acuerdo con la especialista, el suicidio es la principal causa de muerte en hombres de entre 20 y 45 años, y es tres veces más frecuente que los accidentes de tráfico.

Explica que las condiciones que hacen que el suicidio se vuelva una opción son: las tendencias biológicas, la predisposición, los traumas previos y los desencadenantes, eventos que ocurren durante la edad adulta como la pérdida del trabajo, la ruptura de la relación sentimental o los problemas financieros.

“Pero la principal causa suele ser la depresión, en muchas ocasiones no diagnosticada en los hombres”, advierte Möller-Leimkühler. Aunque hay otros factores de riesgo, en muchas ocasiones relacionados con la depresión, como el alcoholismo o problemas de salud mental.

“Ser el que trae el pan a casa sigue siendo esencial para la identidad masculina y para la autoestima de los hombres. Por lo tanto, no es de extrañar que en tiempos de crisis económica los suicidios masculinos estén relacionados con el desempleo” dice la experta a BBC Mundo.

Pero esto va más allá. Las normas de la masculinidad dictan que los hombres siempre tienen que ser fuertes, racionales, dominantes, autónomos, independientes, activos, competitivos, poderosos, invulnerables y positivos”.

En este sentido, emociones como la tristeza, la ansiedad, la impotencia, la incertidumbre o la indecisión deben ser controladas y compensadas.

Pero “estos estándares masculinos no son realistas (…), por lo que los hombres tienden a lidiar con los conflictos emocionales externalizándolos con hiperactividad en el trabajo, haciendo deporte, viendo la televisión o usando internet, consumiendo alcohol de forma adictiva, o conduciendo de manera peligrosa para disminuir su ansiedad y para mantener la fachada masculina”, relata.

A esto se le agrega que los hombres ven la búsqueda de ayuda como un indicador de “falta de masculinidad”, y por ello, no lo hacen y se convencen a si mismos que tienen que resolver sus problemas por ellos solos y no hablan de lo que sienten. Como consecuencia, la depresión es poco diagnosticada entre hombres y eso hace más alto el riesgo de suicidio, dice la especialista.

“Sentirse fuera de control puede resultar en suicidio, considerando éste como una manera de recuperar el control”, asegura.

 

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí